Tener preparado antes de adoptar - Gato adoptado - Familia feliz

Tener preparado antes de adoptar

Tener preparado antes de adoptar

Tener preparado antes de adoptar una serie de lugares y servicios que tu gato adoptado va a necesitar te facilitará mucho las cosas.

La práctica y la prevención nos ayuda a ser más eficientes ante una situación complicada, así que antes de adoptar necesitas:

Buscar una clínica veterinaria antes de adoptar

Antes de adoptar necesitas tener localizado a un veterinario cercano o uno de confianza. LO IDEAL SERÍA QUE EL VETERINARIO ACUDIERA AL DOMICILIO PARA EVITAR MAYOR ESTRÉS AL GATO

¿Por qué es bueno tener localizado un veterinario y qué requisitos debe tener?

Tener localizado un veterinario te tiene que ayudar ante una situación de urgencia.

La probabilidad de que suceda los primeros días es baja, pero los accidentes domésticos ocurren.

También es bueno estar preparados ante algún síntoma de enfermedad (unas de las enfermedades más comunes que sufren los gatos adoptados son la Leucemia (FeLV) y la Inmunodeficiencia felina (FIV), y su sintomatología es muy variada).

Lo último que necesitas cuando tu gato se encuentra mal es tener que perder tiempo en buscar el teléfono de un veterinario en internet.

Requisitos del veterinario/a

Al tratarse de gatos lo ideal y si no tienes ya uno de confianza será buscar uno que haga consultas a domicilio y si no al menos que tengas espacios reservados solo para gatos para evitarles en la medida de lo posible aumentar su estrés.

Como veras hay bastantes cosas a tener en cuenta a parte de la que ya te hemos adelantado, y para que los cumpla todos seguramente estaremos hablando de clínicas grandes u hospitales

Con esto no queremos decir que tu veterinario de confianza no ofrezca un buen servicio (si le falta algún requisito simplemente infórmate de en qué otro lugar puedes conseguirlos, seguramente tu propio veterinario te aconsejará).

Pero si estás buscando un veterinario para que sea el vuestro es importante que tengas en cuenta:

Servicio de urgencias

Es posiblemente el punto más importante, el veterinario debe tener servicio de urgencia 24h. De no ser así, pregunta en tu veterinario y te dirán con quién colaboran para cubrir ese servicio.

Recuerda que en este punto la prevención es nuestra aliada.

Atención lo más especializada posible

Que disponga de especialistas en cirugía general y ortopédica, fisioterapia y rehabilitación, nutrición, oncología, etc.

Pruebas y equipamiento médico

Laboratorio y análisis clínicos, ecografías, radiografías, etc.

Servicio de hospitalización

Siempre es mejor que si debemos hospitalizar a nuestro peludo lo hagamos en un sitio conocido y de confianza.

Buscar un etólogo/a

Aunque parece que algunas clínicas veterinarias están incorporando a sus equipos de profesionales etólogos, suelen ser personal externo.

Es interesante que te informes de qué etólogos felinos tienes cerca y sobre todo que te informes de su experiencia, currículum y demás.

Es posible que durante el periodo de adaptación de tu peludo necesites ayuda extra para entender a tu gato. Un etólogo te ayudará también a identificar posibles problemas y adelantarte a ellos.

Busca un lugar de confianza para las compras

Hoy en día, hay infinidad de webs que ofrecen productos para gatos. Es importante que los productos estén testados y sean seguros para nuestros peludos.

Además, es importante compres o no online, tener una tienda física localizada por si algún pedido, por ejemplo, de alimentación se retrasa. Tener un plan B siempre ayuda a nuestra tranquilidad.

Este es un post en el que la palabra “prevenir” es protagonista y tiene la intención de ayudar en ciertos momentos clave.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir